Embudo de Ventas: cómo crearlo paso a paso

Embudo de ventas o funnel de ventas es una técnica de marketing que se basa en la conversión de leads en clientes. Esta técnica o proceso dispone de muchas etapas en la que irás generando más y más confianza para esa oportunidad de negocio o posible cliente en los que el objetivo es conseguir clientes fieles.

Lo primero que debes tener en cuenta para llevar a cabo este proceso es el objetivo final. Ese objetivo puede ser la fidelización de los clientes, la venta de un nuevo servicio, o quizás quieres relanzar un nuevo producto que anteriormente no consiguió las ventas que tú esperabas.

El funnel de ventas dispone de varias fases que van desde la captación de los leads hasta la conclusión y el alcance del objetivo planteado. Es importante que nos planteemos objetivos realistas. El pensar en objetivos que estén fuera de nuestro alcance real puede hacer que no consigamos el éxito esperado. No quiero decir con esto que no tomes riesgos. Recuerda que siempre es importante salir de tu zona de confort y probar cosas nuevas. Esa es la única manera de evolucionar.

Primera fase: La llamada

La primera etapa de este proceso va a ser la denominada llamada”. Serán servicios o productos gratuitos o de bajos precios que harán que lleguen tus potenciales clientes en masa. Es importantísimo crear contenido o servicios de calidad desde la primera etapa, porque eso hará que esos posibles clientes avanzan por el embudo. Esta fase es muy importante para adquirir información de tu público. Esta información es fundamental para desarrollar las demás etapas, porque podremos personalizar mucho más el proceso del funnel de ventas. Ten en cuenta que aunque no ganes dinero en esta primera fase, esto es un proceso pensado a largo plazo, por eso es importante no frustrarse al principio.

Segunda fase: La clasificación

La segunda fase del embudo de ventas la llamaremos “clasificación”. En esta etapa disponemos de toda la información de los posibles clientes y es el momento de actuar. Hay que elegir que camino tomar y seleccionar que posibles clientes queremos captar y cuales no. Pensarás que quieres captar cuantos más clientes mejor, pero debes ser consciente de que no siempre es lo mejor. La calidad debe prevalecer a la cantidad, y esto también es exportable a nuestros clientes. Lo ideal es conseguir clientes fieles que siempre que necesiten algo relativo a tu campo profesional, solicitarán directamente tus servicios. Así conseguirás crear una base férrea de clientes que aumentará de forma sana. Así tu negocio gozará de una estabilidad envidiable.

Tercera fase: Creación de un producto a un precio asequible

La tercera fase se basa en la creación de un producto/servicio a un precio muy asequible para tus clientes. Estos servicios o productos serán fácil de pagar para aquellos potenciales clientes. Los demás se irán. Esta fase es una fase donde muchos de tus posibles clientes desaparecerán y no avanzarán en el embudo. Pero no debes preocuparte, es lo normal. Hay mucha gente aún muy reacia a comprar por internet. Los productos o servicios que crees en esta fase serán ideales para enganchar a tu posible cliente. No des todo de ti en esta fase porque aún quedan dos más por delante. Haz que el cliente se quede con ganas de más.

Cuarta fase: Productos o servicios con mayor valor

La cuarta fase es aquella característica de aquellos productos o servicios que tendrán un valor y precio mayor que de la tercera fase pero menor que de la última fase. En esta fase ya sabemos que le interesa a tus clientes potenciales y debemos usarlo para dar más valor a nuestro producto.

Quinta fase: El cierre

La quinta fase es la llamada cierre. En ella venderemos el servicio o producto que nos establecimos como objetivo antes de empezar la estrategia. Todo va a estar orientado a esta fase. Todas las etapas deben servir para captar a tus clientes y crear ese sentimiento de necesidad de seguir avanzando en el embudo de ventas para conseguir la fidelización.

El embudo de ventas es al fin y al cabo un camino. Un camino donde en cada paso darás algo a tu posible cliente provocando una necesidad de más. Hay que establecer un equilibrio entre la satisfacción y el deseo de más.

Si quieres aprender a hacer tu embudo de ventas y un montón de estrategias más, que te ayudarán a mejorar tu Marca Personal y aumentar las vendas de tu negocio, únete al reto: «Impulsa tu Marca Personal en 31 días» de ¡OFERTA durante 24 horas!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *